Cuando te activas te liberas

12 Shares

Es importante promover la activación física en el ámbito profesional porque ayuda a la salud en general. Entre los beneficios se encuentran reducir el riesgo de infarto, disminuir la presión arterial, mejorar el sistema inmunológico, etc. Según una investigación de Health Canada (2017), un empleado físicamente activo es un 12% más productivo que uno sedentario. Aquellos trabajadores con buena condición física son más eficientes, enérgicos y tienen una mayor resistencia al estrés. Cabe agregar que existe una relación directa entre el bienestar y la productividad. Por otro lado, el deporte y la actividad física de intensidad moderada a alta estimulan el sistema inmunitario y mejoran la circulación sanguínea. Con ello, el cuerpo puede defenderse mejor de las infecciones, lo cual ayuda a reducir el absentismo entre un 30% y un 40%. Se sabe que las organizaciones que han integrado el ejercicio regular en sus políticas generales obtienen resultados positivos. Para una empresa, invertir en su personal puede suponer un ahorro sustancial en gastos médicos y en rentabilidad. Incluso, animarlos a salir de su entorno de trabajo habitual, les permite conocer a sus compañeros en un contexto diferente, gracias a lo cual se establecen vínculos más fuertes y cuyo efecto favorece en el ambiente laboral ya que al moverse se libera serotonina. Esta última actúa como antidepresivo natural y nos hace sentir.

Las personas con inactividad física tienen un riesgo de enfermedades entre un 20% y un 30% mayor en comparación con las que tienen un nivel suficiente de actividad física.

Consejo de la Comunicación